#FuerzaBilardo Desde Por Estudiantes le declaramos nuestro amor eterno!

Schunke y Jara, pilares de los 3 puntos

Análisis por Marble Arch 

Canchita por Maraja


"Técnico que debuta, gana" bate el viejo aserto. Y se hizo carne en la apertura del segundo ciclo de Milito, quien en su análisis post-partido sintetizó lo observado: "en el primer tiempo jugamos bien, en el segundo lo aguantamos con oficio".

Los 45' iniciales, al margen de ese zurdazo de Auzqui devuelto por el palo izquierdo de Andújar, tuvieron un claro dominio del León gracias al despliegue de Kalinski y Estévez en el medio, las pinceladas de la Gata, la calidad de Pellegrini, el pivoteo de Albertengo, y las subidas de Sánchez y   Rosales por las bandas, todos apuntalados por la firmeza de la zaga central. 

Y el gol llega de carambola: Estévez abre para Sánchez, su centro cae mansito al área chica, duda el arquero, también el fullback, apura Pellegrini, el 1 del Globo la quiere rechazar apremiado, rebota en su compañero, en el muslo del pibe pincha e ingresa a los saltitos hacia la red.

Al rato, debajo del arco, Albertengo se pierde el 2 a 0, y en el complemento desperdiciaría otra similar luego de un envío rasante de Pellegrini. De cualquier modo, peleó todas, intentó y cumplió largamente.

Tras el descanso, el Globo trató de empujar a Estudiantes contra su valla, aunque sin profundidad, y un par de sofocones tempraneros no tan claros fueron apagados por Andújar.

Los locales movieron el banco con Chávez y el Travieso por Manga y Damonte, Milito respondió con Castro por Pellegrini y Mura por el lesionado Rosales. Y al repliegue albirrojo le faltó lucidez para hilvanar un contragolpe decisivo. Tal vez porque la Gata fue perdiendo aire hasta ser reemplazado por un flojo Edwar López, y Albertengo se sacrificó corriendo rivales para colaborar con la contención. Además, el doble cinco Kalinski-Estévez acusó el trajín, y si bien continuaron metiendo, perdieron varias veces las espaldas. Entonces el equipo apostó sobremanera a no dejarse empatar.

Allí creció la estatura de Schunke, un león para ganar de arriba, de abajo, o para subsanar las falencias de Bazzana. Y talló la jerarquía del chileno Jara, un dandy para salir jugando o para simplificar con clase lo difícil, más allá de alguna suficiencia que lo aproxima al filo de la navaja.

Y fue victoria, bajo un estruendoso abucheo de la hinchada de Parque Patricios para los suyos. Triunfo vital de cara al próximo torneo. Auspicioso por el estreno de un nuevo cuerpo técnico. E interrogatorio de ese énfasis de Milito por tejer invariablemente desde el área propia, algo tal vez suicida frente a rivales con mayor presión e intensidad ofensiva que los quemeros.

Salutti

Andújar: 6
Sánchez: 6
Schunke: 8
Jara: 8
Bazzana: 4
Rosales: 5
Estévez: 6
Kalinski: 7
Pellegrini: 7
La Gata: 6
Albertengo: 6

Castro: 5
Mura: 5
Edwar López: 4

Determinante ADN

Análisis por Marble Arch 

Canchita por Maraja



Una paternidad insoslayable. El miedo escénico que se va apoderando de los jugadores vestidos de azul y blanco al ver la albirroja a rayas verticales. Reverberantes e inconcientes latigazos de un 7 a 0 cuyas lenguas lacerantes desnudan incluso los rasgos de un raro infantilismo en ciertas esferas gubernamentales.Y Estudiantes, una vez más, le vuelve a ganar a Gimnasia. Porque el jugador tripero acaso más claro se desequilibra emocionalmente y lo deja con diez antes de la media hora. Porque sus centrales, extraviados en el marco de la pavura, pierden a Albertengo en un corner y el flaco de cabeza la manda a guardar a los 44' de juego.Lo gana Estudiantes por la suerte de Andújar en un par de salidas falsas. Por la evidente levantada de Sánchez, la solidez de Schunke, la jerarquía de Jara y la personalidad del pibe Mura para cumplir largamente en su estreno absoluto. Por la movilidad de Castro a despecho de haber tomado varias decisiones equivocadas, por el partidazo de Iván Gómez, por la compañía de un Kalinski metidísimo en el roce, por las pinceladas de la Gata para clarificar sobre un terreno imposible. Por aquel salto de Albertengo para el único tanto, y porque Pavone con su sola presencia preocupó.
En el complemento, un envío quieto del paraguayo Ayala no fue conectado apenas por Coronel debajo del arco, en la más clara de la visita. En el León había entrado bien Lattanzio, quien se despachó tremendo zurdazo devuelto por el teavesaño: hubiese sido una burla del destino para Lugones. 

En un cierre sin sustos, GELP pegó a mansalva ante la pasividad de Delfino, y el recién ingresado Mateo Retegui vio la roja sin tocar ni una pelota por un planchazo a Litch.

Así pasó el 160° Derby platense, para agregar otra flor grisácea en la lápida del Bosque. Pues desde hace rato en estos choques, cualquiera sea la realidad previa de los equipos, el regreso de los muertos vivos aumenta su dramático sufrimiento en una eterna agonía.

Salutti

Andújar: 5
Sánchez: 7
Schunke: 7
Jara: 7
Mura: 8
Castro: 6
Iván Gómez: 8
Kalinski: 7
La Gata: 7
Albertengo: 7
Pavone: 5

Lattanzio: 6

A la deriva

Análisis por Marble Arch 

Canchita por Maraja



La previsible derrota contra el líder del torneo acentuó la caída vertical de Estudiantes, un puñado de voluntades arremolinadas en torno a ninguna idea de juego. 



Y frente a un equipo compacto, de picos jerárquicos notorios, con la autoestima por las nubes, empatar en su cancha era casi un milagro. Y el Pincha lo aguantó más de media hora, hasta ese pique corto de Cvitanich que en un centro la mata para él, en dos metros le saca uno a Schunke y la cruza al segundo palo pegándole con todo el cuerpo.



Luego, remontar la pendiente significaba casi una utopía. Lo tuvo Castro, en ese remate que tras desviarse en un rival pegó en el poste y cruzó la línea por detrás del arquero. Y en el complemento, cuando el volante uruguayo habilitó a Albertengo y el derechazo del escuálido exigió la estirada de Arias. O en esa ulterior de la ingresada Gata, quien le da al ras y mordidita después de un yerro de la zaga local.



Muy poco para contabilizar, frente al repertorio elegante y efectivo de la Academia, que contó con cuatro o cinco ocasiones notorias para aumentar diferencias y terminó complicándose sólo por sus propios errores. Así, facilitó las ilusiones del León, cuyo mérito mayor fue pelear hasta el final a pesar de sus elocuentes limitaciones.



Flojísimas producciones de Sánchez, Evangelista y Albertengo, serios candidatos a dejar el club en breve. Las variantes de Quatrocchi no se comprendieron: Estévez -cumplió- por Sivetti, la Gata por Pavone, y a falta de 6 minutos, el colombiano López por Iván Gómez. Cambios hechos a destiempo, tácticamente incomprensibles en ese sentido.



Pueden venir Milito, Fergusson o Guardiola, pero sin jugadores de clase no existen posibilidades ciertas de aspirar a pelear algo que no sea el descenso.


Salutti

Andújar: 5
Sánchez: 2
Schunke: 5
Jara: 6
Evangelista: 3
Sivetti: 3
Kalinski: 4
Iván Gómez: 5
Castro: 6
Albertengo: 2
Pavone: 3

Estévez: 5

La Gata: 4

.

.

.

.

NO SE OLVIDEN...

NO SE OLVIDEN...

Homenaje a Caloi

Homenaje a Caloi
Gracias Revista Animals! / clik en la imágen para ampliar.

Wallpaper por Estudiantes

Wallpaper por Estudiantes
Si les apetece, pueden descargarlo haciendo click y podrán verlo en mayor definición.