“Aquél Estudiantes no tenía misterio ni laboratorio, como se dijo mal muchas veces. A equipos iguales, gana el que más trabaja y el que está más organizado” Don Osvaldo

Pilchamodas en Qatar-atas :)

Pilchamodas en Qatar-atas :)

Cachetazo táctico y reacción insuficiente

Análisis por Marble Arch

Canchita por Maraja


Llamó mucho la atención el enfado de Zielinski con un periodista en la Conferencia de Prensa, retrucándole que siempre le busca aspectos negativos. E insistió dos o tres veces con “mirar el todo” de su ciclo, y no sólo una parte. Al cronista, sin dudas, le faltó sagacidad para contestarle que los tres objetivos principales de esta temporada, la Liga Apertura, la Copa Argentina y la Libertadores, no fueron alcanzados, más allá del elogiable protagonismo ante el Paranaense con los condimentos de un gol mal anulado y la certeza no comprobable –pero unánime en mentideros- de la orden valijera para el referee de propiciar una Final garota.

Dicho esto, replico el whatsapp de mi amigo Juancito en el entretiempo de anoche: “Paliza táctica de Defensa”. Y sí. Absolutamente. Con un pressing asfixiante, una inteligente ocupación de los espacios, movilidad permanente, juego a uno o dos toques, y la lógica obtención con esa concentración de casi todas las segundas pelotas.

El Pincha tuvo ese bombazo del Corcho rechazado por un muy buen arquero. Otra de Castro al volear por la derecha. Y no mucho más. Porque no había ideas, ni confianza para ganar con habilidad en el mano a mano, y el pibe Zapiola parece salir a la cancha con una capucha de condenado, pues sabe que aunque todos sean un desastre, el banco se lo va a comer él como ya ha pasado en reiteradas ocasiones. Además no siente correr de carrilero, por ende lo están desaprovechando.

Los de Varela habían avisado con una cortada punzante mal definida por Galván tras limpiarse a Morel, y abrieron el marcador gracias a un yerro imperdonable de Andújar, quien agarra un centro, pretende salir rápido con Zapiola, la deja corta, genera el ataque visitante y tras un rechazo corto de Noguera mira cómo el balón impulsado por Frías se filtra entre un embrollo de piernas e ingresa esquinado besando su palo derecho.

El complemento mostró otra actitud del equipo, contagiado por las ganas del Loco Díaz, reemplazo del dibujado Méndez. Sin embargo, a los 10’, un pase horizontal de Corcho a Zapiola sin la fuerza suficiente permite el anticipo de Tomás Galván, su apertura a Togni, el centro al área chica, Andújar de mirador, Noguera no llega y Ríos la empuja debajo del arco.

El testazo de Noguera rechazado por Usaín precede al descuento de Boselli, con un frentazo perfecto a un corner ejecutado con maestría por Zapiola. Restaba media hora, pronto la visita se queda con diez por la expulsión de Andrés Ríos por un patadón a Castro, y con la entrada de Rollheiser por Godoy para abrir la banda derecha, la igualdad era factible.

Estudiantes lo buscó con más ganas que serenidad, chocando contra su propia impotencia una y otra vez. Empero, vía aérea, casi lo empata en dos oportunidades. Cuando ya Piatti había sustituido a Zapiola, armó una linda jugada, habilitó a Boselli, y el envío de éste encontró el cabezazo de Díaz repelido a nada de la línea por un zaguero. Al rato, el Loco gana de alto y estrella el fútbol en el travesaño. Después, ollazos a dividir, símbolo de la desesperación.

Flojo Godoy, lento Morel en algunos cruces, Más con signo menos, Zuqui cuenta evidentemente con la banca del DT para no ir al banco, Méndez no la mete ni incide, y el resto deambula en un equipo sin identidad, confundido con tantos cambios de esquema, y alejado de las expectativas de una hinchada que alentó los 95 minutos, volvió a llenar Uno y merece otras respuestas empezando desde el arco.
Salutti
Andújar: 3
Godoy: 4
Morel: 5
Noguera: 6
Más: 4
Castro: 5
Zuqui: 2
Corcho: 6
Zapiola: 5
Méndez: 2
Boselli: 5
Díaz: 7
Rollheiser: 5
Piatti: 6

Suma pero resta

Análisis por Marble Arch

Canchita por Maraja


Tras un claro predominio durante la primera media hora, con puntos altos en el Corcho, Zapiola y Castro, con el 1 a 0 en la cabeza de Boselli luego de preciso desborde de Castro, el León empezó a quedarse y permitió que Central se lo empardara al cierre del partido, regalando otros dos puntos increíbles.

Fue notorio el quedo en el comienzo del complemento, y en un evidente yerro estratégico, Zielinski cambió al intrascendente Mauro Méndez por el Loco Díaz y a Nehuén Paz por un apagado Zapiola, apelando así su amada línea de 5 que no tiene destino ni propósito, aunque en el comentario del pasquín ciudadano se aluda a un inexistente "puesto por puesto".

Entonces, con el equipo metido en el área chica, una tapada de Andújar, el travesaño y la mala puntería de los locales aventuraban que la victoria era posible.

Rollheiser relevó a Boselli y a un apagado Zapiola. Y Castro tuvo dos chances claras de contragolpe. En el único acierto de Díaz, no controla bien el pase al claro, se abre a la carrera y dispara alto. Y en la otra, un increíble yerro canalla, recibe la donación rival en media cancha, encara solito hacia el área, duda entre patear o no, elige gambetear al arquero y Fatura le adivina la intención cuando Rollheiser entraba libre a su lado.

El mismo Rollheiser, sin embargo, cumplió una tarea para el olvido, y "saca la patita" en lugar de trabar a los 46", de allí llega el envío alto al área, Rodríguez le gana arriba a un flojito Godoy, y el chico Frías toca el fútbol entre las piernas de Andújar, quien sale desarmado y vuelve a dar ventajas, aunque la culpa primaria recae en el ex River.  Si tiene miedo, que se compre un perro.

Unos minutos antes del empate ingresaban Piñeiro y Heredia por Castro y Zuqui, en reemplazos sacados de contexto. Porque era Piñeiro por Méndez en el entretiempo, para fortalecer el eje. Y se hubiera evitado el plano inclinado de una segunda mitad donde Noguera y Morel se cansaron de rechazar. Por otra parte, la titularidad de Zuqui ya es insostenible, a pesar de haber pateado anoche un buen corner para aquel frentazo de Noguera desviado con esfuerzo por Broun.

Al final, un gusto amargo acompañó el pitazo de la culminación. Y Central, con voluntad, alcanzó el merecido reparto frente a un Estudiantes carcomido por sus propias vacilaciones, como siempre alimentadas desde el banco.
Salutti
Andújar: 5
Godoy: 4
Morel: 6
Noguera: 6
Más: 5
Castro: 6
Corcho: 7
Zuqui: 4
Zapiola: 5
Méndez: 2
Boselli: 6
Paz: 5
Díaz: 5
Rollheiser: 2

No era tan complicado, Ruso.

Análisis por Marble Arch

Canchita por Maraja


Dos goles anulados por el nefasto VAR adelgazaron a 1 a 0 la victoria albirroja ante Racing.

Dos detalles significativos desembocaron en el triunfo. Por un lado, el abandono de la tozuda línea de 5 embelesada por Zielinski, responsable de la pérdida del medio campo e infinidad de puntos y partidos. Por el otro, la inclusión como titular de Zapiola, porque el pibe es distinto y si bien en algunas acciones equivocó el camino, le confiere a sus aciertos el toque característico de quienes desequilibran por naturaleza.

Le pone la pelota en el único tanto al taco de Boselli, tras recibir un gran pase de Más, con quien había tejido un par de avances al claro. Define como los dioses, de smashing, en el golazo invalidado, abriendo el pie para ubicar el fútbol donde él quiere, al ratito estrella un zurdazo rasante en el poste, y en dos o tres pinceladas deja en claro cuánto sabe. Junto a José Ernesto, la deberían descoser.

Después, Morel muy afianzado en la cueva para bajarle el copete a un 9 bravo. La compañía de Noguera con su voluntad, el buen papel de los laterales, el menor a mayor de un Castro que siempre cumple, el sólido desempeño del Corcho para equilibrar a un Zuqui que sigue corriendo mal, el constante pivoteo de Méndez -erró un cabezazo ancho y le sirvió al Loco el segundo anulado-, la jerarquía de Mauro y el aceptable ingreso de un Díaz que al final pecó de individualista al desperdiciar una chance clarísima. Además, Andújar salió a cortar varios centros, tal vez comprendiendo la inutilidad de qudarse clavado debajo del travesaño.

Las injustificadas expulsiones de Carbonero y Alcaraz mostraron la impotencia 7riste frente al León. Y el temido equipo de Pintita Gago, pese al inteligente trajín de Jonathan Gómez y a las proyecciones por su banda del pincha Mura, se fue diluyendo en amagues.

Y el León rugió en la helada noche del viernes porque su DT dio el brazo a torcer, mientras el amigo Juancito (ya lo hizo de Estudiantes a Gildo) lo festejaba a la distancia.
Salutti
Andújar: 6
Godoy: 7
Noguera: 6
Morel: 7
Más: 6
Castro: 6
Corcho: 7
Zuqui: 5
Zapiola: 8
Méndez: 6
Boselli: 6
Díaz: 5.5

.

.

.

.

NO SE OLVIDEN...

NO SE OLVIDEN...

Homenaje a Caloi

Homenaje a Caloi
Gracias Revista Animals! / clik en la imágen para ampliar.

Wallpaper por Estudiantes

Wallpaper por Estudiantes
Si les apetece, pueden descargarlo haciendo click y podrán verlo en mayor definición.